Vehículos para bodas: modelos y tendencias.

La elección del coche de novios es otro de los detalles a tener en cuenta en la planificación de la boda. Detalle que no debe dejarse al azar o a las prisas de los últimos días ya que también tiene su importancia,  es el medio de transporte que utilizarás en tu desplazamiento a la Iglesia, Ceremonia Civil o al lugar de la celebración.

Debes elegir lo que realmente vaya contigo, tu personalidad, tu presupuesto, y cómo no, con el estilo de tu boda.

Hay parejas que optan por utilizar el coche de algún familiar, normalmente de gama alta. Sin embargo, esto no es siempre posible, ya sea porque no se dispone en la familia de este tipo de vehículos o porque los novios decidan adecuarlo al tipo de celebración que van a tener. En este caso, se opta por los vehículos de alquiler.

La elección del vehículo de alquiler depende de la época del año y también del estilo de boda que se va a celebrar, como bien hemos dicho anteriormente. Así, si es en verano se puede optar por un descapotable, con un estilo muy americano y muy adecuado para bodas más informales. Sin embargo, si va a ser una boda tradicional, se aconsejan los vehículos clásicos o también, los coches de caballo, que aportan un aire muy distintivo.

 

Aquí os dejamos un guía sobre las posibilidades que hay en el mercado:

  • Coches modernos de gama alta:

Marcas y modelos de Audi, Mercedes o BMW son los más requeridos, aunque también automóviles Ferrari, Jaguar o Porche son muy populares. El único inconveniente que se puede dar con éstos últimos es que su alquiler probablemente sea alto.

  • Coches clásicos:

Los coches antiguos son protagonistas por sí solos y dan un toque de distinción. Son coches ideales si la boda tiene cierto aire vintage o el vestido es de época.

Un Rolls-Royce, Cadillac, Riley, un Ford de la década del ‘30 o si nos animamos a jugar con el glamour de Hollywood bien se puede alquilar un coche de los años ‘40.

Si te gustan los coches clásicos pero te gustaría algo más rompedor, te proponemos ir en un escarabajo descapotable o un citröen 2 cv, entre otros.

  • Coches de caballos:

Existen desde los modelos más simples hasta auténticas carrozas de cuentos.

Los modelos usados para bodas suelen ser calesas o faetones, tirados por dos o cuatro caballos. El personal va uniformado acorde con el modelo elegido.

La desventaja de los coches de caballos es la distancia a recorrer, ya que son más cortas y también, hay que tener muy en cuenta la época de la celebración de la boda, ya que puede quedar muy deslucido si el tiempo no acompaña y llueve.

  • Limusinas:

Se trata de una idea sólo apta para atrevidos y amantes de las últimas tendencias que desean dar un toque diferente, digna de una celebridad de Hollywood.

Además del desplazamiento, las limusinas ofrecen la oportunidad de disfrutar de algunos momentos de distensión en medio de tanto nerviosismo. Puedes acomodarte en sus asientos de piel, tomar una copa en el área de mini-bar, escuchar tu música preferida, etc.

Esta elección presenta dos grandes inconvenientes. En primer lugar, se debe de tener en cuenta la facilidad de acceso al recinto de la ceremonia y de la celebración, ya que son vehículos largos que no podrían pasar por determinadas calles o lugares. Y en segundo lugar, la visibilidad. Los cristales suelen estar tintados y por lo tanto, no se ve a la novia y posteriormente a la pareja cuando estén dentro.

 

El servicio de alquiler de vehículos generalmente incluye en el precio final el alquiler del coche, chófer propio y decoración floral.

¿Y si la imaginación de los novios quiere participar? ¡Abridle las puertas!  Cada vez son más los novios que optan por vehículos peculiares: motos tipo Harley Davidson, globos aerostáticos, bicicletas, sidecar o cualquier otro medio de locomoción que haya sido empleado a lo largo de los siglos por la humanidad. Todo es posible.

 

A modo de resumen, recordamos y  proponemos los aspectos claves para una buena elección:

  • El coche de bodas debe ser acorde a lo que el estilo de la boda intenta reflejar para que de esta manera se produzca una armonía general en todos los detalles.
  • Si la boda es en temporada alta, se debe hacer la reserva con suficiente tiempo de antelación.
  • Facilidad de acceso al reciento de la ceremonia y la celebración.
  • Tener en cuenta la climatología de la fecha, sobre todo si optáis por coches descapotables o de caballos.
  • En cuanto a la decoración, sea cual sea el tipo de vehículo elegido, es conveniente que no sea demasiado ostentosa, ya que estos vehículos de por sí son verdaderos elementos de decoración de la boda en general.
  • Para bodas tradicionales, predominan los colores sobrios, como gris o negro. Pero actualmente las tendencias están cambiando encontrándonos colores como el blanco, turquesa, rojo, etc, para parejas más atrevidas y con ganas de romper con las normas establecidas.
Related Posts

1 Comment. Leave new

Detalles de boda
10 octubre, 2011 10:19

Están bastante bien cuidados estos coches. Me encanta la idea de llegar en un coche antiguo más que en una limusina, es más clásico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.